CONEJO EN SALSA DE VINAGRE

lunes, 21 de julio de 2014



Hay veces, que las similitudes alucinan y es que......¿ De donde viene que una receta de conejo, que mi suegra hacía siempre y que a ella se la enseñó su madre, mi marido la encontrase casi, casi igual en Hellin y con el curioso nombre de CONEJO A LA PATAGORRINA? El mundo es un misterio......
La receta en si es mas que fácil y resultona, de las que se hacen en un momento. Y mejor, realizarla y comerla.
Como curiosidad, deciros que en vida de mi suegra, no recuerdo haberlo comido nunca y mis cuñados no se ponen de acuerdo en si la salsa se sirve aparte o se le da una última cocción al conejo con ella.
Mi marido es de ésta última opinión y en casa siempre la hemos hecho así. Pero tampoco seamos tan sabios. De las dos maneras se puede servir y está igual de bueno.
Sin mas, os dejo con esta sencillísima, pero riquísima receta.



Ingredientes:
1 conejo cortado a trozos
1ajo
un manojito de perejil, solo las hojas
Sal y pimienta negra recién molida
1 cucharada de aceite de oliva
1 cucharada de vinagre de vino

Freír el ajo laminado y el hígado, salpimentado, en aceite de oliva hasta que quede dorado. Sacar.
En el mismo aceite freír el conejo hasta que este hecho y bien doradito. Pasarlo a una cazuela.
Hacer un majado con el hígado, ajo, pereji, sal, pimienta, aceite y vinagre, hasta que quede una salsa ligada y que nos guste de sabor.
Echarla sobre el conejo, darle un hervor y servir inmediatamente.
O servir el conejo frito, con la salsa aparte.

Con esta receta me despido hasta Septiembre. Tocan vacaciones!!!!!




Este cake lo encontré escrito en una de mis libretas y pensé.....y quien demonios es esta Lady?, con lo que me fui a Google a buscarla, ya que en mis libros antiguos de repostería no la encontré y allí descubrí una referencia de una señora londinense con ese nombre,  autora de novelas y libros domésticos, por cierto, sin demasiado éxito, que por el año 1892 escribió el libro "Everybody´s Dinner Book". Por el título, pensé que esta receta, bien pudiese estar sacada de él, pero todo eran suposiciones mías pues no encontré nada mas.


Me llamó la atención por llevar jengibre, ya que me imaginé el sabor que le podía aportar al cake, que por otro lado no deja de ser una clásico cake.
La primera vez que lo hice, cuando empecé a pesar los ingredientes, ya vi que la cosa no iba a ir bien, pues llevaba una cantidad astronómica de harina; aún me pregunto de donde demonios ha salido esta receta. Con lo que tuve que aumentar la cantidad de huevos, mantequilla ect. Tanta improvisación no podía salir bien..... si lo sabía mientras lo preparaba!!, pero lo realicé y como me esperaba salió seco, seco. Vamos, que para desayunar y poniendo ganas. Pero al segundo día, a la basura.
Una es muy tozuda, me encantan los cakes y no podía darme por vencida, por ese fracaso. Adapté una receta que tenía de cake, de Mey Hofmann, con los ingredientes especiales que llevaba éste. Miel y jengibre y entonces si que ha salido bueno y muy agradable. Y muy ingles.


Ingredientes para un molde de cake de 24 cm:

250 gr mantequilla pomada
190 ge azúcar
12 gr miel
4 huevos a temperatura ambiente
un pellizco de sal
250 gr harina + 2 o 3 cucharadas harina para rebozar las pasas
10 gr levadura química
250 gr pasas de Corinto
1 cucharada de jengibre molido
Jerez o ron para remojar las pasas

24 horas antes, poner las pasas a hidratar con alcohol, que las cubra.
Al día siguiente escurrir y cuando ya hayan soltado todo el liquido colocarlas en una bolsa de plástico con las cucharadas de harina, cerrarla y remover bien para que todas se impregnen de harina. Reservar
Precalentar el horno a 200º 
Encamisar el molde como lo explico aquí
Tamizar la harina con la levadura y el jengibre. Reservar
Mezclar la mantequilla, el azúcar y la miel hasta conseguir una masa suave y blanquecina. Añadir los huevos . A partir de aquí mezclar lo menos posible. Justo para unir.
Añadir la harina mezclada y con la espátula unificar lo justo, añadiendo al final las pasas.
Echar la mezcla en el molde, alisando la superficie con la espátula. No golpear el molde sobre la encimera para nivelar la superficie, pues eso haría que las pasas bajaran.
Pasarlo al horno rápidamente y cocer 10 minutos a 200º, bajarlo a 180º y hornear 45 minutos según la potencia del horno, si vemos que toma demasiado color, tapar la superficie con papel de plata, abriendo lo menos posible la puerta del horno.
Sacar cuando esté cocido. Reposar 10 minutos en el molde y luego desmoldarlo sobre una rejilla.
Es mejor dejarlo reposar un mínimo de 24 horas antes de comer.




TERNERA CON VERDURAS DE ACOMPAÑAMIENTO

lunes, 14 de julio de 2014





"Enseguida descubrió que disponía de las mejores aves de Barcelona y también de pescados, carnes, huevos, así como cualquier especie que quisiera. Complacida, recorrió la mesa de mármol con la mirada. No fue consciente de como usaba los productos que tenía al alcance; eran sus manos las que hacían el trabajo, como si obedecieran un impulso ajeno a su voluntad.
Ante la mirada expectante del cocinero, eligió unas peras maduras, enteras. Los dedos se le humedecieron con el jugo dulce que vertían. Entonces, como quien se dispone a llevar a termino un ritual, sujeto el mortero de mármol e, inmóvil, soñó un aroma"

                                                                           " La cocinera" Coia Valls


Esta receta la encontré dando vueltas por la red y solo con verla supe que en casa triunfaría.
La receta es de Eva Hausmann.
En casa la carne nos gusta muy cruda y por esto en la foto la veis así. Si os gusta mas hecha es cuestión de sellarla mas tiempo.
La receta va con pimientos del piquillo, pero ese día tenía un tarro abierto del día anterior de pimientos asados y como podéis comprender, no era cuestión de desecharlos, pero los del piquillo le dan un sabor mas contrastado, al menos a mi me gustan mas.


Ingredientes para 6 personas:

4 entrecots de ternera de 3 dedos de grosor, libres de grasa y hueso
2 bolsas de patatas de guarnición preparadas para microondas
2 latas de pimientos del piquillo, escurridos
1 cebolla mediana
2 dientes de ajo
2 ajos tiernos
Tomillo, sal, pimienta negra y sal en escamas para decorar.

Colocar las bolsas de patatas en el micro 7 minutos a máxima potencia. Sacar y abrir las bolsas con cuidado pues soltarán mucho vapor. Reservar.
Cortar la cebolla en juliana y los ajos tiernos a trozos. Salpimentar y rehogar en una sartén con un buen chorro de aceite oliva virgen extra, hasta que estén rehogadas y tengan un bonito color dorado. Añadir las patatas cortadas en dos o tres trozos sin pelar, según el tamaño y saltearlo hasta que éstas queden doraditas. En el último momento espolvorear hojitas de tomillo frescas.
Mientras, en otra sartén dorar los ajos cortados a laminas finas en aceite, añadir el pimiento del piquillo, escurrido y a tiras. Salpimentar,  rehogar y reservar.
Poner a fuego vivo una plancha y cuando esté muy muy caliente , espolvorear de sal. Marcar la carne al gusto y fuera del fuego cortar a laminas finas, con un cuchillo bien afilado.
Servir todo junto, espolvoreando por encima hojitas de tomillo y escamas de sal.



Imprimir receta

EARL GREY TEA CHIFFON CAKE

jueves, 10 de julio de 2014


Soy de té hasta los tuétanos!!!! Por decir que solo tomo agua y té. No me gusta el café, ni el alcohol, ni la cerveza, ni las bebidas de lata. Que aburrida soy no? Jaaa jaaa, pues no os lo penséis......Con eso creo que ya está todo dicho.
Como Gloria me conoce muy bien, me dijo que tenia un Chiffon Cake de té y hacia allí fui corriendo para realizarlo. Estaba buenísimo, pero tenía tanto gusto de limón, que para mi tapaba el gusto del té y es que una es de té a palo seco! Sin azúcar, ni leche, ni limón, SOLO!!!! Pero como Chiffon Cake de limón.........MMMMM una verdadera delicia!!!!
Con lo que tomando como base el que hice de naranja, he hecho éste de té. No le he puesto ningún saborizante para que no me enmascarara el sabor. Y el té Earl Grey, al llevar bergamota, ya es de por si, muy aromático.


Puntos importantes para una buena realización de un Chiffon Cake:
Muy, muy importante: No engrasar el molde ya que lo que necesitamos es que el bizcocho quede agarrado a él y cuando lo volteamos para enfriar no caiga. Se ha de enfriar dentro del molde y boca abajo. Por eso lleva patas y el cono central es largo como las patas.
-Las claras se han de montar muy fuertes y al mezclarlas con la masa, hacerlo con mucho mimo y cuidado, con movimientos envolventes y suaves. De ello depende que nuestro cake suba como es debido.
- Para separar las yemas de las claras y no tener problemas, aconsejo hacerlo cada huevo en un cuenco pequeño, echar la clara en el bol de claras y la yema en el recipiente para ellas. Con esto nos evitamos que si por desgracia, se nos rompiese una yema no vaya a parar donde tenemos todas las claras, ya que echaríamos a perder todas las que tuviésemos en ese momento en el bol. Lo digo por experiencia propia.
-Hornear sobre rejilla, ya que el molde, al llevar el tubo central, necesita que el calor pase por el para el correcto horneado del cake.
-Aquí veréis el molde para este tipo de cakes.



Ingredientes para un molde de Angel Cake de 25 cm de diámetro x 10 de altura.

7 claras de huevo
6 yemas
250 gr azúcar gals, + 50 gr para las claras
1 cucharadita de café de levadura química
1/2 cucharadita de café de sal
1/2 cucharadita de café de crémor tártaro
5 bolsitas de té Earl Grey o el que sea de vuestra preferencia
110 ml aceite de girasol
160 ml de agua

Precalentar el horno a 180°
Separar las yemas de las claras y montar éstas con la sal, asegurándonos de que tanto el bol como las varillas estén perfectamente limpios y secos. Cuando empiecen a espumar, añadir el cremor tártaro y seguir montando hasta la consistencia de picos suaves. En ese momento incorporar los 50 gr de azúcar cucharada a cucharada, rebañando las paredes del bol con una espátula de silicona, para que las claras absorban todo el azúcar. Montar hasta la consistencia de picos duros, con un resultado de un color blanco y brillante.
Ahora, toda la operación que sigue la hago a mano, sin máquina y así os lo explico, pues me va mejor. 
Mezclar bien con las varillas manuales la harina, azúcar, tè y levadura en un bol grande. Hacer un agujero en medio y echar las yemas batidas, el aceite y el agua. Mezclar todo el contenido hasta que quede con la consistencia de una crema.
Incorporar las claras en tres veces. La primera, mezclarla con el mismo batidor, pero con movimientos envolventes. Las otras dos adiciones, remover con una espátula de abajo a arriba, con mucho cuidado y movimientos envolventes para que pierda la mínima cantidad de aire posible. Mirar de llegar con la espátula hasta el fondo del bol, para que todo quede bien integrado. Toda esta operación, hacerla con los movimientos justos para que todo quede unido, pero no mas.
Echar la masa en el molde. Alisar la superficie y ponerlo al horno sobre una rejilla en la parte central. Eso es importante para todos los moldes con tubo central, ya que el calor pasa por el y si debajo tuviese la bandeja en vez de la rejilla éste no podría pasar.
Cocer por espacio de 1 hora, según la potencia del horno. Probar pinchando con un palillo. Si sale seco ya está hecho.
Sacarlo del horno y darle la vuelta al molde inmediatamente. Dejarlo así de 1,30 a 2 horas. El tiempo que necesite para enfriarse.
Una vez frío para desmoldarlo, usar la espátula de la foto pasándola alrededor del molde y de la parte del tubo. Como que la parte de la base va suelta, al darle la vuelta ya nos bajará. Solo falta pasar la espátula por la base para que se suelte.
Colocarlo sobre una rejilla hasta la hora de servirlo.






Imprimir receta






En casa somos muy de quesos, nos gustan todos, pero todos. Quizás yo sea la mas maniática, pero mi marido y mi hijo mayor...no le hacen ascos a ninguno. Y una cena de quesos es una de las cosas que nos gustan de verdad.
El Camembert envuelto con hojaldre, servido como aperitivo con tostaditas...... caliente y con el queso blandito y resbalando por la tostada .....es una de las delicias pecaminosas que os recomiendo.....Podríamos decir que entraría dentro de los "pecados"  de la avaricia!!!!!  Pero que gusto pecar así!!!!



Ingredientes:
1 queso Camembert en su punto 
1 pieza de hojaldre
mermelada de arándanos, o frambuesa, o fresa
arándanos hidratados o frescos
nueces troceadas
1 huevo
tostaditas para acompañar

Extender el hojaldre con el rodillo para que quede finito, sobre un papel de hornear. Cortar un redondel con la ayuda de un plato de tamaño grande, bastante mas grande que el diámetro del queso.
Colocar el queso encima, en el medio y extender alrededor un poco de mermelada, sin llegar al borde. Mojar éste con agua.
Sobre el queso, colocar un puñado de arándanos y de nueces.


Cerrar como si fuese un  paquete, plegando el hojaldre hacia la parte superior, a pliegues. 
Batir el huevo y pintar con él la pieza. 
Pasarlo al horno caliente a 200°, sobre papel de hornear, y cocer hasta que esté dorado.
Servir caliente con las tostaditas
 



Sobre mí


Hola,

Me gusta la cocina. La he vivido desde que era pequeña, ya que en casa, mi madre y mi abuela materna cocinaban y dirigían de maravilla, haciéndonos participar y ayudar a mis hermanas y a mí.

Popular Posts

Translate

Mis recetas en tu correo

Instagram

© Las recetas de Manu
blog design by Elai the Blogger